Nutrición

La importancia de comer sano.

Muchas veces comemos alimentos sin cuestionarnos si nos va a caer bien o si nos va a nutrir o no. En la vida se nos educa para acabar la escuela, estudiar y trabajar, pero no recibimos ninguna orientación para saber comer adecuadamente y esto nos afecta a todos. La mayoría de las personas comen por comer, e incluso sin tener hambre. Provocando que su cuerpo viva desconectado de como se siente realmente (satisfecho o no satisfecho), y aquí es cuando empieza el camino del sobrepeso.

Comemos a des-horas cualquier alimento sin importar sus calorías ni nutrientes. Recibimos tantas calorías vacías de harinas refinadas, azúcares refinados, sal blanqueada, aditivos, conservadores y colorantes, que nos sentimos sin energía para funcionar.

Así que el cuerpo sigue pidiendo comida, pero lo que pide a gritos es comida real que sí le aporte la energía para poder caminar, pensar, hablar y hacer actividades físicas.

Y aquí es cuando no podemos dejar de comer, y se vuelve un círculo vicioso, hasta que por algún motivo nos damos cuenta que lo que el cuerpo nos está pidiendo, son NUTRIENTES reales que aporten vitaminas, grasas minerales y proteínas.

Así que, de ahora en adelante, si quieres saber comer y escuchar a tu cuerpo piensa en estas sencillas preguntas antes de comer algún alimento:

  • ¿Este alimento fue creado por la naturaleza o se elaboró en una fábrica?
  • ¿Este alimento me aporta nutrientes o solo calorías vacías?
  • ¿Cómo viene empacado este alimento, es un enlatado, un embutido, un frasco o solo viene con su cáscara?

Si elijes alimentos que la naturaleza a diseñado para que los humanos la consuman, entonces podrás disfrutar de una gran variedad de frutas, verduras, proteína animal (orgánica), nueces y semillas.

Notarás la diferencia inmediatamente, pues tu cuerpo se sentirá lleno de energía, y lo mejor, es que estarás más satisfecho y comerás menos cantidad, porque tu cuerpo estará nutrido. Notaras en pocos días como te sientes desinflamado, ya que todos los alimentos industrializados o procesados, causan inflamación crónica.

Conéctate con tu cuerpo y dale lo que necesita, observaras que comes mucho menos de lo que estas acostumbrado y no gastaras tanta energía en hacer la digestión. Ahora podrás utilizar tu energía para lo que tu quieras, o lo que más te guste.

Si combinas un buen comer con ejercicio, tu cuerpo se va a regenerar y tus células se llenarán de vida. Así que a ¡aprender a comer!

Lista de alimentos que te ayudaran a saber comer:

  • Frutas
  • Verduras
  • Hojas verdes
  • Germinados
  • Hierbas frescas o secas
  • Granos
  • Nueces
  • Semillas
  • Leguminosas
  • Pescado de aguas profundas (no de criadero)
  • Huevo y pollo orgánico
  • Carne roja orgánica
  • Miel de abeja sin refinar (raw)
Compartir:

Deja una respuesta