En portada

Fernanda Arguijo

Cuando un mundial de IRONMAN no es suficiente…

Este Mes de la mujer, Fernanda Arguijo Aguirre una mujer de Acero, originaria de Torreón Coah., nos comparte cómo ha sido su camino en el triatlón; desde niña siempre ha tenido sus metas muy claras y no pierde de vista su objetivo.

Fernanda en su día a día

Creo que Fernanda es alguien normal que todos los días se leventa, se pone sus tenis y se va a entrenar; a tratar de acercarse más a su siguiente objetivo. Me encanta el triatlón y la manera en que lo relaciono con mi trabajo y con mi equipo, me hace tratar todos los días con personas que se han vuelto muy importantes para mí. Podría decir que mi vida es una rutina muy establecida, pero que me hace feliz.

Comienzos

Hace unos meses cumplí 10 años practicando las 3 disciplinas, comencé porque había nadado toda mi vida y a los 13 años estaba en el punto que lo dejaba todo o me ponía a hacer otra cosa, conocí el triatlón y me enamoré por completo, apenas llevaba 3 eventos y supe que quería hacer eso siempre.

El reto del triatlón

Si algo me encanta es que siempre hay algo nuevo que hacer, una nueva distancia o un nuevo evento, nunca dejas de probar cosas nuevas en la persecución de ser mejor atleta.

Entonces creo que eso es mi reto, que nunca sientes que dominas este deporte, siempre hay una manera de ser mejor.

¿A dónde quieres llegar?

He podido llegar a conocer lugares, personas, y emociones que haciendo otra cosa jamas habria podido tener. Mis logros en cuanto a resultados han sido solo el reflejo de lo que en todo este tiempo se ha ido formando mi caracter, quiero llegar a la categoría 70 y más, haciendo triatlón y sintiendome igual de orgullosa como me siento hoy, de que todos los días doy lo mejor de mí.

Entrenamiento Físico y Mental

Creo que la parte mental ha sido más complicada, es más fácil acostumbrar al cuerpo a sufrir y a la carga.. pero la mente se rinde fácilmente, no le gusta incomodarse y no le gusta sufrir, además de que el miedo a no lograrlo te frena a hacer muchas cosas. Lo he trabajado compitiendo, poniendome en situaciones incomodas y haciendo cosas que me asustan; me ha hecho acostumbrarme a que si algo sale mal, en la siguiente competencia podré corregirlo.

Lo que más disfruto

Competir, amo de verdad competir con todo lo que lo engloba, la ilusión de que el día llegue, el nervio de no saber que va a pasar, el momento en el que estas atras de la linea y la panza esta revuelta de emociones, y el momento en el que arranco y todo se calma y ya solo queda llegar a la meta. De verdad hoy es algo de lo que mas disfruto.

¿Qué recompensas físicas y emocionales te da el deporte?

Todas, no creo que haya algo que el deporte no te dé. Te hace ver de lo que eres capaz, de volverte disciplinado, de saber que solo siendo constante las cosas se logran, y que de las decepciones y las cosas que no salen como las planeas solo puedes levantarte y volverlo a intentar. Creo que el deporte define el caracter que tienes como persona, y te ayuda en todas las areas de tu vida.

¿Cómo manejas la situación cuando el resultado no es el que esperabas?

Lo sufro bastante normalmente, luego abro mi garmin y los resultados y analizo con much objetividad qué fue lo que salió mal, si fue la mente, si fue el cuerpo, o si simplemente lo di todo y solo hubo muchas personas muy buenas que al igual que yo entrenan muchísimo y tuvieron un mejor resultado. La unica manera de manejar las situaciones es siendo objetivos y duros con la realidad, si no dí todo de mí no hay manera de que obtenga lo que yo quería tener.

¿Cómo fue tu camino hacia Kona? Platícanos un poco sobre ese día, ¿como te sentiste antes, durante y al terminar el evento?

Kona fue un reto que perseguí durante 10 años, veía en la tele ese evento y decía “un día voy a estar ahí”.

Antes del evento estaba tranquila como cuando algo que has esperado durante mucho tiempo llega, me sentía muy fuerte y que había hecho todos los kilometros.

Durante el evento las cosas no salieron como las planeaba por una falla con mi bicicleta, asi que mi experiencia de ese día la verdad es que no es nada buena, pero el aprendizaje es increible, me hizo ver que muchas cosas no salen como las planeas pero que rendirte no es lo que va hacerte sentir mejor. Mas que al terminar el evento, (porque al terminar estaba enojada) hoy estoy muy agradecida de que Kona haya sido justo así, de que las cosas no fueran como las imaginé, porque por eso hoy entreno más de lo que entrenaba antes y tengo muchas más ganas de volver a estar en la isla.

Qué viene para Fernanda este 2020

Despues de Kona me puse como objetivo regresar este año, pero para eso tengo que hacer otro Ironman en abril, en Woodlands para buscar clasificar otra vez. En Agosto estaré si Dios quiere en Canadá, en el Mundial ITU (sprint y olimpico).

¿Quiénes forman tu equipo, con quiénes celebras logros y momentos difíciles, cómo te gusta celebrar?

Mi equipo o mas bien mi red de apoyo es enorme, la conforman; Ricky mi novio, que también es mi entrenador, mi familia que siempre ha estado a mi lado tratando de entender mi intensidad, La Pandilla que es mi equipo de triatlón y que todos se han vuelto mis amigos, mis pacientes que siempre están al pendiente de mis eventos, todas las personas que ayudan a que mi rendimiento sea mejor; fisioterapeutas, nutriologos, doctores, patrocinadores y mis seguidores en redes que siempre me mandan mensajitos echandome porras y que cuando me levanto me hacen irme contenta a entrenar. Sin todo ellos no existiría Fer.

Compartir:

Deja una respuesta